Se abren brechas profundas entre poderosas familias

Sería mucho pedir un frente común para reemplazar al congresista demócrata Ed Pastor.

Han surgido candidatos de todas las razas desde que Pastor anunciara hace unas semanas que no buscará el escaño congresional que ha ocupado por más de dos décadas. El hombre, de aparente bajo perfil en un recinto tan competitivo como es la Cámara de Representantes federal, deja su cargo 23 años después.

Como leyó en estas páginas, Pastor fue supervisor del Condado Maricopa del 1976 a 1991. Y el resto de su carrera política en al capital de la nación.

Lo realmente importante es ver como los latinos se dividieron para disputarse el escaño del distrito 7 el cual incluye mayoría del área metropolitana de Phoenix, Glendale sur, la ciudad de Guadalupe y Tolleson.

Esta campaña no solamente tendrá tintes partidarios sino que todo indica que las heridas políticas entre viejas familias latinas y jóvenes políticamente ambiciosos profundizarán aún más.

La primera en declarar su candidatura fue Mary Rose Wilcox, una latina quién sin duda se considera la heredera de dicho puesto. La supervisora del Condado Maricopa ha esperado pacientemente el retiro de Pastor.

Wilcox, cuya larga trayectoria política le ha permitido ser madrina de varios otros latinos mucho más jóvenes, ahora se enfrenta a ellos en esta disputada campaña electoral.

Considere lo siguiente para ilustrar el caso. Wilcox y su vieja guardia política perdieron de una manera espectacular el escaño municipal en el sur de Phoenix. La dinámica de la pareja joven de Rubén Gallego y su esposa Kate, hicieron añicos el poder de Wilcox y el de otros líderes como el ex legislador Alfredo Gutiérrez quienes apoyaban al rival de Kate.

Kate fácilmente ganó el escaño municipal y ahora Rubén se disputará el escaño de pastor.

Detrás de la campaña de Gallego está el concejal de Phoenix Michael Nowakowski quien también dirige la poderosa Radio Campesina de la Unión de Trabajadores Agrícolas.

Así mismo, será interesante por quien se decide el conocido abogado Daniel Ortega, quien es cuñado de Nowakowski pero quien también ha estado en las trincheras con Wilcox.

Otro conocido latino que dividirá lealtades entre familias es el senador estatal Steve Gallardo, quien también buscará el puesto de Pastor.

Ortega considera que tanto Gallardo, Gallego y Wilcox representarían el distrito honorablemente.

“Como latinos, no tenemos derecho al puesto,” dice Ortega. “Solo tenemos derecho a luchar por el”.

Leave A Reply